Críticas


Ver notas anteriores

EL CONVENTILLO DE LA PALOMA

 

 

 

Actúan: Claudio García Satur, Arturo Bonín, Daniel Miglioranza, Horacio Peña, Ana María Cores, Ana Acosta, Irene Almus, Rita Terranova, Néstor Sánchez, Alfredo Castellani, Cutuli, Luis Podestá, Marcelo Bernadaz, Héctor Nogués, Alfredo Zenobi y Juan Carlos Copes

Autor. Alberto Vacarerzza

Dirección: Santiago Doria

 

 

“El conventillo es la vida. (… Y viceversa…)”

 

Por Néstor de Giobbi

 

 

Con el eco de las entrañables paredes de la sala mayor del Cervantes, la varonil voz en off del “Negro” Lavié abre la noche con aquel prólogo profético de Vacarezza:

 

“OTRA VEZ TRAS LARGO SUEÑO
CON SU EMBRUJO Y SU BELEÑO
VUELVE EL SAINETE PORTEÑO
ALEGRE Y SENTIMENTAL
COMO EN SUS NOCHES MEJORES
A BORDAR VIEJOS PRIMORES
Y A REVIVAR LOS COLORES
DE LA GAMA NATURAL…”

 

Profético, porque desde su estreno allá por 1929, su recurrente vuelta a escena da cada vez más vigencia a esa apertura, encontrando en cada reposición un Buenos Aires más distinto de aquel de su noche inaugural, pero sin embargo, también cada vez más ávido de asomarse, generación tras  generación, a esta postal de una forma de vida tan pintoresca y laboriosa, como divertida y romántica.

 

Si Argentina fue siempre definida como un “crisol de razas”, pocos ámbitos acreditan tan fielmente ese rótulo como el conventillo:  Humilde y cosmopolita hábitat para un conjunto de familias “tanas”,”“gallegas”,” turcas” y otras de los más diversos orígenes, llegadas a la reina del Plata con el común denominador de “hacerse la América”. Y todas ellas, amalgamándose con el criollaje del interior y los compadritos de la gran ciudad.

 

Y ante tal variopinto agrupamiento social y étnico,  no cabía esperar más que rivalidades y alianzas estratégicas, conflictos y lanzamientos de puyas.

 

Alberto Vacarezza, (de cuya desaparición se cumplieron ya más de cincuenta años), fue sin duda alguna el pintor más prolífico y agudo de estas “aguafuertes porteñas”. Y en conmemoración de ese aniversario y de los ochenta años del estreno de su obra cumbre, (ambos hitos cumplidos en el 2009), el Teatro Nacional Cervantes repuso el año pasado “El conventillo de la Paloma”, con la previsión de una única temporada, pero el público porteño impuso con su aplauso la obligada prórroga hasta este mes. En el camino, como suele ocurrir con estas extensiones fuera de programa, se requirieron algunos reemplazos, como el de Ingrid Pellicori por Ana Acosta (en el papel de “la gallega”), o el ingreso del eficaz Cutuli, encarnado al “turco” que dejó huérfano la partida del recordado Norberto Díaz.

 

La puesta de Doria seguramente será asociada en el tiempo con la dinámica de una magnífica escenografía giratoria ideada por René Diviú (recientemente premiada con el “María Guerrero”), y por el carácter de homenaje tácito a actores de aquilatada trayectoria, como Claudio Gracía Satur, Arturo Bonin, o el propio Juan Carlos Copes, que desde sus ocho décadas se incorporó al espectáculo como protagonista y coreógrafo.  Y en la hora del aplauso final, resulta difícil aseverar cual de los dos es el bando más emocionado y agradecido: si el de los intérpretes o el de los espectadores.

 

Con su permiso, Don Alberto…:

 

“ATENCIÓN AL DESARROLLO, QUE EL VIEJO SAINETE CRIOLLO VUELVE OTRA VEZ A CANTAR…”

 

 

 TEATRO CERVANTES
Libertad 815 Capital Federal - Buenos Aires - Argentina
Teléfonos: 4816-4224
Web:
http://www.teatrocervantes.gov.ar
Entradas desde: $ 15,00 - Sábado y Viernes - 21:00 hs - Entradas desde: $ 10,00 - Jueves - 21:00 hs - Entradas desde: $ 10,00 - Domingo - 20:30 hs -

 

 

Cursos de formación artística
Staff & Editorial
Aviso legal
Contáctenos

Escenarios Teatrales

¿Cómo anunciar?
  • Tu publicidad
  • Tus espectáculos
  • Tu casting
  • Tus cursos